PRESERVA TU FERTILIDAD

Ahora que todavía puedes, preserva tu fertilidad para el futuro. Vitrifica tus óvulos y mantén tus posibilidades de embarazo actual, evitando que disminuya con el paso del tiempo.

Esta técnica requiere la estimulación ovárica farmacológica tras la cual los óvulos son extraídos mediante aspiración ovárica y criopreservados. El tiempo máximo durante el cual se pueden mantener los óvulos en congelación es indeterminado.

Es recomendable realizar este procedimiento antes de los 38 años ya que entonces la eficiencia del proceso se reduce considerablemente.

¿Cómo se preserva la fertilidad?

La principal técnica para preservar la fertilidad es la vitrificación de tus óvulos cuando todavía eres fértil. A diferencia de otras técnicas de congelación, la vitrificación es la técnica más segura que permite obtener una supervivencia mayor a la descongelación.

Se basa en evitar la formación de cristales de hielo en el interior celular evitando que se destruyan en el momento de la descongelación. La tasa de supervivencia del óvulo es superior al 85%.

La mejor edad para preservar tu fertilidad

Recomendamos preservar la fertilidad antes de los 35 años. A partir de esta edad tu fertilidad decae drásticamente, disminuye tanto la cantidad como la calidad de tus óvulos. Y no es recomendable preservar la fertilidad nunca más allá de los 38 años, ya que entonces la eficiencia del proceso se reduce considerablemente.

No existe un tiempo límite para mantener los óvulos vitrificados, sin embargo la Sociedad Española de Fertilidad no recomienda iniciar una embarazo más allá de los 50 años.

El éxito de tu futuro embarazo depende de la edad en que vitrifiques tus óvulos

Colaboramos con